Hipoteca multidivisa

A la hora de pedir una hipoteca, existen diferentes tipos de cláusulas hipotecarias que debemos conocer para que nuestra elección sea la más adecuada y apurada posible. No es que haya una hipoteca mejor que otra, pero desde luego nuestras necesidades y situación económica serán determinantes a la hora de escoger. La hipoteca multidivisa, al igual que la cláusula suelo, no ha estado exenta de polémica, puesto que se considera que el préstamo hipotecario en divisas no esté regulado por la Ley del Mercado de Valores. ¿Te gustaría conocer más detalles sobre la definición de hipoteca multidivisa? Entonces no dudes en seguir leyendo.

¿Qué es una hipoteca multidivisa?

El concepto de hipoteca multidivisa hace referencia al préstamo hipotecario que, en lugar de emplear la divisa natural del titular de la hipoteca para prestar una cantidad determinada de dinero, lo hace con una divisa diferente. Entonces… ¿Cómo funcionan las hipotecas multidivisas? ¿Por qué cambiamos de divisa en este tipo de préstamo? Precisamente para obtener un coste final inferior al que obtendríamos por pagar en la divisa natural del titular; algo que, por supuesto, no siempre se consigue.

Concepto de hipoteca multidivisa

A la hora de contratar una hipoteca multidivisa, podemos “aprovecharnos” de los tipos de interés más pequeños que rigen otras monedas. La cuota hipotecaria podría verse reducida con el cambio al euro, pero tal y como hemos adelantado, no siempre se consigue. Por ejemplo, la hipoteca multidivisa en yenes y la hipoteca multidivisa en dólares podría suponer cuotas más pequeñas con el cambio al euro, pero teniendo en cuenta lo inestables que son los mercados internacionales, las fluctuaciones podrían perjudicar enormemente nuestra cuota.